Cambios en el control periódico de los vehículos de transporte terrestre de productos alimentarios

  • La nueva normativa endurece los controles a los vehículos de transporte de productos alimentarios

Con la entrada en vigor, el 1 de julio de 2021, de la Orden ICT 370/2021, se han modificado aspectos de gran relevancia del transporte de productos alimentarios por carretera, para mejorar el control periódico de los vehículos.

El objetivo esta normativa es asegurar el correcto estado de conservación de los alimentos durante su transporte y que cada producto sea transportado de forma segura y con todas las garantías hasta su destino.

Validez de los certificados

Las nuevas medidas aprobadas se centran principalmente en la fecha de validez de los certificados y en las diferentes actuaciones de control dependiendo de la antigüedad de los vehículos.

De este modo, la fecha de validez de los certificados debe ser como máximo la que corresponda la fecha de la siguiente verificación, es decir, para la expedición de certificados a vehículos que deben volver a examinarse la fecha máxima de validez será aquella de la próxima verificación obligatoria del vehículo.

Así, para las unidades de más de 12 años, la fecha de validez del certificado expedido como resultado de cualquier tipo de inspección deberá ser como máximo la que corresponda a los 15 años desde la fecha de fabricación del recinto. Para aquellas con más de 15 años de antigüedad, la fecha de validez máxima sería la que corresponda a los 21 años desde la fecha de fabricación.

Diferentes actuaciones en función de la antigüedad

Respecto a la antigüedad, los vehículos isotermos con una antigüedad de 15 años deberán superar un ensayo de verificación del coeficiente global de transmisión térmica K, siendo requisito necesario para la renovación del Certificado de Autorización para el Transporte de Mercancías Perecederas (ATP, o en su caso TMP).

Los vehículos con más de 15 años de antigüedad deberán someterse a este ensayo cuando alcancen los 21 años para poder renovar el certificado.

Asimismo, los recintos isotermos de 24 años o más de antigüedad, volverán a someterse al ensayo de verificación del coeficiente global de transmisión térmica K cuando alcance una antigüedad de 24 años. A partir de entonces, los ensayos se realizarán cada 3 años para asegurar el correcto funcionamiento del vehículo.