La Inspección de Transporte Terrestre ha firmado un Protocolo con la Inspección de Trabajo y Seguridad Social con el objetivo de luchar contra el fraude en las contrataciones de trabajadores en el sector del transporte

El Organismo Estatal Inspección de Trabajo y Seguridad Social (OEITSS), dependiente del Ministerio de Trabajo y Economía Social, y el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma) han firmado un Protocolo con un objetivo claro, luchar contra el fraude en el sector del transporte por carretera y, en especial, contra la economía sumergida y la competencia desleal.

La prioridad de este Protocolo es el control de las empresas que no tienen a todos sus conductores dados de alta en la Seguridad Social, o que cursan fraudulentamente altas en otros países de la Unión Europea mediante estructuras empresariales sin actividad real, aquellas que contratan a conductores a tiempo parcial cuando realizan jornada completa y aquellas que utilizan falsos autónomos.

La Inspección vigilará de forma especial a las empresas buzón, que han puesto en marcha estructuras de contratación complejas sin actividad económica real en países donde está la sede de la empresa. En esos países contratan trabajadores que prestan sus servicios en otros países de la Unión Europea, eludiendo así las normas que resultan de aplicación.

El Protocolo firmado por ambas Inspecciones pretende potenciar la eficacia de los mecanismos de control y reforzar los instrumentos de disuasión y de reacción frente a conductas de competencia desleal en el sector, desprotección social de los trabajadores y evasión de cotizaciones sociales.