Nueva reducción en los plazos de pago a los transportistas en el mes de Junio

Continúa el incumplimiento de la legislación sobre morosidad por parte de un 61% de las empresas cargadoras e intermediarios

Desde que el pasado mes de Octubre se aprobó por Ley el nuevo régimen sancionador de lucha contra la morosidad en el sector del transporte por carretera, sancionando los incumplimientos en materia de plazos de pago en el sector del transporte de mercancías por carretera, se ha ido notando una evolución positiva de los plazos máximos de pago a los transportistas por parte de sus clientes.

Sin embargo, aún subsiste incomprensiblemente un porcentaje importante de incumplimiento de la norma, pese a que las empresas cargadoras y operadores logísticos contratantes de transporte han dispuesto de un plazo amplio de tiempo para adaptarse a la nueva regulación.

A través del Observatorio permanente de la morosidad y los pagos en el sector del transporte por carretera, elaborado por Fenadismer, se ha podido constatar que si bien desde la aprobación del nuevo régimen sancionador contra la morosidad en el sector del transporte se ha roto la tendencia en el incremento de los plazos de pago que se venía produciendo en los últimos años, todavía es necesaria una actuación activa de los servicios de inspección para conseguir su pleno cumplimiento y aplicación.

Así, en el mes de Junio se confirma una nueva reducción, aunque leve, en los plazos de pago a los transportistas, situándose en el último mes en 74 días de media. Sin embargo, un 61% de intermediarios y empresas cargadoras continúa incumpliendo la nueva ley, con el agravante de que un 42% de los incumplidores lo hicieron a más de 90 días e incluso un 16% a más de 120 días, esto es, a 6 meses.

En cuanto a los medios de pago más habituales para el pago de los servicios de transporte, continúan siendo por este orden la trasferencia (66%), seguido del confirming (28%), el pagaré (6%) y el cheque (<1%).