Ya puedes participar en la reclamación colectiva de AGTCyL y Fenadismer contra las petroleras por sobreprecio de carburante desde 2007 a 2020

  • La Asociación General de Transportistas de Castilla y León (AGTCyL) pone a disposición de todos los asociados que lo deseen la posibilidad de acogerse al  importantísimo Acuerdo de Colaboración suscrito entre nuestra Federación Nacional FENADISMER y un Fondo Europeo de Litigación que nos va a permitir presentar una reclamación colectiva contras las principales compañías petrolíferas españolas por prácticas restrictivas de la competencia y elevación artificial del precio final de los carburantes que los transportistas han estado pagando en los últimos 13 años.
  • La incorporación a la reclamación colectiva es totalmente gratuita, no asumiendo el transportista ningún coste en ningún momento ni antes ni después del pleito.
¿Por qué se puede reclamar contra las petroleras?

La posibilidad de reclamar contra las petroleras se fundamenta en las sucesivas resoluciones sancionadoras impuestas por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC)  contra las principales petroleras que operan en España (en concreto Repsol, Cepsa y BP) por prácticas restrictivas de la competencia al alterar el precio final de los carburantes vendidos en las estaciones de servicio, la última de ellas este año 2020, lo que permite reclamar el consumo de todos estos años al no haber prescrito el derecho a reclamar.

Para tramitar la reclamación judicial, dada su complejidad y la necesidad de acreditar el año mediante un informe pericial, se ha contratado una entidad especializada en reclamaciones colectivas en materia de derecho de la competencia, así como un Fondo Internacional de inversión de reconocida solvencia, para financiar todo el proyecto, que se llevará a cabo de forma colectiva para todos los asociados que se adhieran.

¿Cuánto dinero se podrá reclamar a las petroleras?

La cantidad exacta a reclamar dependerá del resultado final de un exhaustivo informe pericial que se ha encargado a una entidad de prestigio internacional, que es necesario realizar para luego presentar junto a la reclamación judicial. En todo caso, las primeras estimaciones realizadas por el equipo pericial que ya está trabajando en ese informe sitúan el sobreprecio que han tenido que soportar los transportistas durante estos 13 años (de 2007 a 2020) en una media de al menos 4 céntimos por litro, alcanzado los 7 céntimos en el caso de alguna de las petroleras.

Ello vendría a suponer para un transportista con un camión con un consumo anual medio de gasóleo de unos 30.000 litros durante esos 13 años, poder recuperar un importe neto de unos 10.000 euros, una vez deducidos los gastos a favor del fondo de litigación. 

En cualquier caso, hay que recalcar que todo dependerá del resultado del informe pericial, que se sustentará fundamentalmente sobre la base de todas las facturas de suministros de gasóleo que aporten todos los transportistas que se incorporen a la reclamación.

¿Cuánto deberá pagar el/la transportista por formalizar la reclamación?

Dado que la reclamación conlleva unas actuaciones judiciales y documentales complejas, y el resultado dependerá de lo que finalmente resuelva los Tribunales, se ha optado por llegar a un acuerdo con un Fondo Internacional especializado en este tipo de reclamaciones que financia íntegramente la reclamación, de tal modo que el Fondo asume la totalidad de la reclamación, así como los costes periciales y judiciales en todas las instancias y cualquiera otro que  pudiera haber, a cambio de un porcentaje del éxito que se obtenga.

Por ello, la incorporación a la reclamación colectiva es totalmente gratuita, no asumiendo el transportista ningún coste en ningún momento ni antes ni después del pleito.

¿Contra qué petroleras se podrá reclamar?

Aunque la resolución sancionadora de la CNMC es sólo contra el Grupo Repsol (Repsol, Petronor y Campsa), Cepsa y BP, es previsible que las restantes petroleras hubieran podido seguir la “estela”  que marcan las anteriores al ser las más grandes del mercado de venta de carburantes (lo que coloquialmente se denomina “efecto paraguas”). Esta hipótesis se confirmará con toda seguridad una vez que se obtengan los resultados del informe pericial para poder adjuntar a la reclamación judicial, que como se ha indicado se elaborará en base a las facturas de carburante que los transportistas aporten.

Por ello, en el caso del transportista que se suministre en alguna/s de las petroleras infractoras (Repsol, Cepsa o BP) y además en otra u otras petroleras no sancionadas por la CNMC, es necesario que facilite la totalidad de las facturas de las distintas petroleras en las que reposte.

En el caso de que el transportista sólo tenga facturas de repostajes en estaciones de servicio pertenecientes a petroleras no sancionadas por la CNMC (por ejemplo Galp, Shell,…), deberá decidir si quieren facilitar sus facturas ahora o si opta por hacerlo posteriormente una vez que el informe pericial que se elabore constate que se ha producido el “efecto paraguas” (esto es, que dichas petroleras también aplicaban sobreprecios siguiendo la estela de las petroleras sancionadas) a fin de poder reclamarlas también.

¿Qué documentación deberá aportarse para la reclamación?
  1. FACTURAS DESGLOSADAS DEL CARBURANTE REPOSTADO CON TARJETAS DE 2002 A 2020

Se podrán reclamar todas las facturas de consumos de Gasóleo A en estaciones de servicio realizados a través de tarjetas de carburante. Por el contrario, no se podrán reclamar facturas correspondientes a consumos en depósitos propios ni tampoco facturas sueltas en gasolinera.

Es importante además que, en la medida de lo posible, las facturas aportadas contengan el desglose de cada uno de los repostajes efectuados en cada estación, en el periodo contenido en la factura.

Además, aunque el periodo a reclamar es desde 2007 a 2020, también es importante aportar las facturas desde el año 2002 hasta el actual 2020, para así dar mayor robustez al informe pericial que acompañará a la reclamación judicial comparando la serie histórica de evolución del precio de los carburantes en los años previos.

  1. FIRMA DE CONTRATO DE CESIÓN A FAVOR DEL FONDO Y CUMPLIMENTACIÓN DE ENCUESTA

El transportista reclamante deberá firmar el contrato de cesión de la reclamación en favor del Fondo Internacional de Litigación, para que pueda reclamar en su nombre, y rellenar una sencilla encuesta.

  1. DOCUMENTACIÓN IDENTIFICATIVA DEL TRANSPORTISTA RECLAMANTE
  • En caso de persona física (autónomo): copia del NIF
  • En caso de sociedad: copia de CIF, NIF del representante legal y poderes de representación.
Más información para los interesados/as en la reclamación colectiva

Aquellos transportistas interesados en participar en esta reclamación colectiva que deseen aclarar sus dudas o bien directamente formalizar su adhesión a dicha reclamación, podrán contactar con la Asociación General de Transportistas de Castilla y León (AGTCyL) en horario de lunes a viernes de 9:00 a 19:00 horas en Calle Plomo 3, local 3, Polígono San Cristóbal (Valladolid),  y/o llamando al 983 239 761.